viernes, 29 de junio de 2018

Delincuentes matan un primer teniente en la Romana


El primer teniente Juan Carlos de los Santos Asencio fue ultimado a tiros por un grupo de delincuentes para despojarlo de su arma de reglamento según nos informan. Este hecho tuvo su origen en el Municipio de Haina en Villa Hermosa en la Romana. Según las personas que pudieron testiguar el hecho los delincuentes emprendieron a tiro en contra del teniente y que este trato de defenderse, pero por los impactos de bala este callo inmediatamente al suelo y más luego los criminales acudieron a quitarle su arma de reglamento, un testigo dice que todo paso muy rápido, trataron de llevar al teniente al Hospital, pero este ya estaba muerto según versiones.

Sus colegas afirman que juan era un hombre que no tenía problema y mucho menos enemigo, que en su trabajo era muy querido por todo, por lo que descartan la posibilidad de que este hecho haya sido resultado de negocio ilícitos. El ministerio público ha emprendido una investigación para dar con este grupo de malhechores por lo que están revisando todas las cámaras de seguridad cercana al hecho del accidente. Familiares de Juan piden justicia y se sienten lleno de impotencia al no saber ni siquiera quienes fueron los culpables de este hecho ya que nadie pudo verle el rostro a estos delincuentes.

La delincuencia cada día mas aumenta en nuestro país, la gran mayoría de los jóvenes que se dedican a esta práctica son jóvenes de escasos recurso y proveniente de un ambiente social muy diferente a la realidad actual. Es una pena ver como en nuestro país los jóvenes ya no quieren estudiar, en  su gran mayoría quieren vivir de la vanidad y presumir quien es más que quien, la psicóloga Belkis Reyes afirma que la vanidad es uno de los factores que más influye para que un joven se desvié del camino correcto, ya que la mayoría de los jóvenes no trabajan pero quieren vestir y andar bonitos y para poder llevar ese estilo de vida necesitan dinero pero al no trabajar  acuden a cometer actos ilícitos que más luego lo llevaran a la cárcel.