El Salvador. Una vez más el presidente de El Salvador Nayib Bukele demostró que es el segundo mejor presidente del mundo luego de Donald Trump, las raciones de alimentos que se repartieron en El Salvador eran de un tamaño considerable. 

Lo suficiente para poder durar una semana.

Pero cabe mencionar que el mandatario dio orden que las persona que viven en pueblos lejanos y de escasos recursos sean los primeros en adquirir estas enormes raciones alimenticias que a simple vista se puede observar su considerable tamaño.

Los militares en conjunto con las autoridades gubernamentales salieron ellos mismo a repartir las ayudas a los más necesitados casa por casa, sin que se quedara ni una familia sin la ración alimenticia.