Duermen dentro del metro. Miles de Latinos salen de su país de origen en busca del sueño americano, muchos logran llegar, algunos son apresados a los pocos días y enviado a su país, los que tienen más dicha son recibidos por familiares. 

Sin embargo, no todos tendrán esta misma suelte.



Al quienes salen de su país sin tener a nadie en Estados Unidos, sin familias, sin amigos, pero la situación que viven y el deseo de sacar a su familia adelante es más fuerte que el miedo. Algunas personas que llegan sin dinero a New York suelen dormir en las calles, en los vagones del metro o en lugares donde poder dormirse se le hagas más fácil.



Con el tiempo algunos logran conseguir empleo, su estilo de vida comienza a mejorar hasta poder pagar un alquiler, otros prefieren que lo deporten a su país debido a que no fueron afortunado en encontrar trabajo ni alguien que lo ayude.